Si Bebes Este Té, Podrás Controlar El Azúcar En La Sangre Y Curar La Diabetes

SUSCRIBETE A Nuestro Canal De Youtube!

La diabetes es un trastorno de la asimilación, el uso y el almacenamiento de los azúcares traídos por la dieta. Esto da como resultado, un alto nivel de glucosa en la sangre o hiperglucemia. Los alimentos están compuestos de lípidos (grasas), proteínas (proteínas animales o vegetales) e hidratos de carbono (azúcares, almidones).

Ellos son los que proporcionan la mayor parte de la energía que el cuerpo necesita para funcionar, pasan al intestino, y luego vuelven a unirse al torrente sanguíneo. Cuando uno come, el nivel de azúcar en la sangre aumenta, los carbohidratos se transforman esencialmente en glucosa.

El páncreas detecta el aumento de la glucosa en la sangre. Las células beta del páncreas, agrupadas en conglomerados llamados islotes de Langerhans, secretan insulina. La insulina funciona como una llave, permitiendo que la glucosa entre en las células del cuerpo: en los músculos, en los tejidos adiposos y en el hígado, donde se puede transformar y almacenar.

La glucosa entonces se disminuye en la sangre. Otra hormona, glucagón, libera glucosa almacenada en el hígado, sin alimentos, cuando detecta una caída de energía o caída de azúcar en la sangre, es el equilibrio de estas hormonas, el que mantiene el nivel estable de glucosa en sangre. En caso de diabetes, este sistema de regulación no funciona.

Complicaciones de la Diabetes

El objetivo del tratamiento en ambos tipos de diabetes –tipo 1 y tipo 2–, es normalizar la glucosa en la sangre: la hiperglucemia repetida y prolongada, causa deterioro a largo plazo de los nervios y vasos sanguíneos en todo el cuerpo. Es las complicaciones de la diabetes, pueden resultar en ceguera, lesiones en los pies que pueden conducir a amputaciones, infartos y derrames cerebrales, disfunción eréctil o insuficiencia renal.

Los dos tipos principales de diabetes son enfermedades diferentes, pero se caracterizan por un exceso de azúcar en la sangre, y necesitan ser tomados seriamente y ser tratadas con eficacia. No hay “diabetes pequeña” o diabetes más severa que otras. Por lo tanto, es necesario vigilar, mantener buenos hábitos alimenticios, hacer ejercicio y someterse a un tratamiento regular. ¡Un diabético puede ser un paciente sano!

Remedio casero para controlar la diabetes

Ingredientes:

  • 10 a 15 hojas frescas del árbol de mango
  • 2 tazas de agua

Mira el vídeo completo

Preparación:

  • Lavar y desinfectar bien las hojas de mango
  • Ponerlas en una olla, y agregar el agua
  • Poner a hervir el agua por 10 minutos, o hasta que se reduzca el agua a la mitad
  • Apagar el fuego, y dejar reposar esto toda la noche con la olla tapada.

Modo de uso:

  • A la mañana siguiente, con el estómago vacío, se toma el agua fría o caliente
  • Se debe repetir todos los días, durante 2 a 3 meses

Posiblemente pensarás que es mucho tiempo, pero si vemos que una persona con diabetes, debe tomar medicamentos de por vida, 2 a 3 meses es poco tiempo para tomar este té, y vivir una buena calidad de vida.

Si te gustó, no olvides compartirlo con tus amigos, para que cuides tu salud y la de tu familia, y te mantengas saludable con nuestros consejos.